Blog

Propiedades de la zanahoria y su versatilidad en la cocina

Las zanahorias son hortalizas, cuya parte comestible es la raiz: Dulce, jugosa, crujiente y muy rica en fibra, minerales, vitaminas y agua. Comunmente son de color naranja pero también las puedes encontrar blancas, amarillas, rojas y moradas.

Como veremos más adelante las zanahorias tienen muchísimas propiedades pero sobretodo destacan por ser muy ricas en betacarotenos (cuanto más naranja es más betacaroteno tiene) que nuestro hígado convierte en vitamina A. ¿Y por qué es importante la vitamina A? Pues entre otras, mejora la vista, fortalece el sistema inmunitario, fortalece huesos, dientes y encías (comidas en crudo), previene los cálculos renales...

Los betacarotenos tienen un gran poder antioxidante, por lo cual destacamos sus propiedades anticancerígenas, antitumorales y por estimular el sistema inmunológico.

Las zanahorias podemos consumirlas de muy diversas formas. Podemos hacerlas bastoncitos y comerlas crudas (crudités) acompañando un hummus o alguna salsa; también podemos hacerlas al vapor junto a brócoli, patata y coliflor, y están deliciosas; salteada al wok con otras verduras o sofrita en salsas como la boloñesa; estofada en nuestros guisos de legumbres; cocida en sopas o como guarnición, incluso para el postre, en bizcochos y tarta de zanahoria :) Como veis, la zanahoria es muy versatil en la cocina, y a mí particularmente me encanta en todas sus formas.

Pero como podemos aprovechar más sus nutrientes es tomándola en zumo o cruda, lo cual supone grandes ventajas para nuestra salud: 

- es adelgazante  

- nos ayuda a tener la piel bronceada.

- estimula el apetito

- nos ayuda a disipar esos gases tan molestos que se producen en digestiones pesadas.

- es rica en fósforo (lo cual nos ayuda a mantener nuestra mente activa)

- es buena para la piel, la mantiene hidratada y brillante. Usada también en mascarillas.

- disminuyen el colesterol, lo cual previene de enfermedades cardiovasculares.

- controlan el nivel de azúcar en sangre.

Además, las zanahorias son muy recomendables para los bebés, siempre que estén muy bien cocidas (al menos una hora y media), bien trituradas y pasadas por el colador, pues son muy digeribles y muy recomendables para su aparato digestivo.

¡Como veis, la lista de propiedades beneficiosas para la salud es super grande! Si además de estar buenísima, la cocinéis como la cocinéis, es tan altamente aconsejable para nuestro bienestar ¿a qué esperáis para incorporar las zanahorias a vuestra dieta diaria?

 

Propiedades de la zanahoria y su versatilidad en la cocina

Vivencias de

Chef Orielo

Chef Orielo

Gastro-bloguero / Escritor gastronómico

Me encanta usar verduras en mi cocina, que tiene un marcado carácter mediterráneo (aceite de oliva, pan, frutas, y hortalizas frescas). Las verduras son la base de mi dieta y mi cocina en... Leer más