Ingredientes

  • 3 tomates bien maduros
  • 1 remolacha
  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Pizca de Vinagre de Jerez

Autor de esta receta

Tía Lou de El Huerto de Tia Lou

Tía Lou de El Huerto de Tia Lou

Gastro-bloguero / Escritor gastronómico

¿Las ensaladas? Me vuelven loca, frias y templadas, sencillas y sofisticadas.  Adicta al #salading, me apasiona todo... Leer más

Muchos llamarían a este plato gazpacho de remolacha, pero realmente no lo es. Sólo lleva tomates, remolacha y ajo. Por eso he querido llamarla así, Sopa fría de remolacha.
Lo bueno de esta receta es que he incorporado todos los ingredientes en crudo. Si, la remolacha también. De forma que es súper rápida de hacer y está repletita de adorables vitaminas que te hacen sentir maravillosamente bien.
Sopa fría ( y cruda)  de remolacha

Total votes: 9

Preparación

  1.  Lavamos bien los tomates y los cortamos en trozos grandotes.
  2. Pelamos la remolacha y la cortamos también en trozos algo más pequeños que los del tomate.
  3. Por último el ajo al que le podéis quitar el germen si queréis, aunque yo no lo hago.
  4. Ponemos los tomates, la remolacha, el ajo y un poco de sal en vuestra batidora de vaso de alta potencia y batís hasta que quede todo bien triturado.  
  5. Es entonces cuando incorporamos el aceite mientras seguimos batiendo. Y por último una pizca de vinagre.
  6. Probar y rectificar.

 

Recomendaciones del autor

Podéis servirlo con algún topping y un hilito de un buen AOVE. Esta vez le añadí unos trozos de remolacha asada que tenía ya preparada. Eso si, deberéis servirla bien fría.
¡Os va a encantar!

¿Quieres estar al día de nuestras novedades? ¡Suscríbete a nuestro boletín!