Ingredientes

  • 2 berenjenas redondas
  • Salsa de tomate
  • 1 kg de harina
  • Medio cubito de levadura
  • 50g de queso rallado
  • 100g de queso Ragusano cortado en cubitos
  • 2 cucharadas de pan rallado tostado
  • Albahaca
  • Cebolla
  • Sal

Ingredientes del aliño

  • Aceite de oliva virgen extra

Autor de esta receta

Leer más
up

¿Alguna vez probaste a hacer tu propia foccacia? Esta combinación con berenjena, tomate, albahaca fresca y queso local Ragusano es perfecta y deliciosa.

Preparación

En una fuente, disuelve la levadura en agua templada, añade la harina, la sal, el aceite y suficiente agua para conseguir una masa consistente. Cúbrela con un paño de algodón y coloca la fuente en un lugar cálido.

Corta la berenjena en tiras de 1cm de grosor y fríelas por ambos lados en aceite de oliva durante 3-4 minutos por cada lado, después retíralas del fuego. Fríe las cebollas y también déjalas enfriar.

Extiende con el rodillo la masa, rocía con aliño y envuélvela, dándole la forma de una tarta. Cepilla la superficie con aceite de oliva y cuécela en un horno precalentado a la máxima potencia durante aproximadamente 15-20 minutos.

Después de armar la focaccia con unas cuantas cucharadas de salsa de tomate fresco y tiras de berenjena, añade un poco de queso rallado y pan rallado tostado, hojas de albahaca y previamente aros de cebolla fritos.  

Sírvela con una ensalada adicional de verduras frescas y ¡disfruta!

Recomendaciones del autor

Ragusano es un queso típicamente de la región de Raguso en Sicilia, Italia. (Disponible en muchas charcuterías o como substituto de un sabroso queso cheddar)